Microsoft y Canadá

Por donde empezamos…

En USA existen varios tipos de visa, y una de estas es la H1B. Esta visa es temporal (dura unos tres años) y es para trabajadores especializados. Es decir, se utiliza para alguien con conocimientos muy específicos sobre una tarea, en caso de que una empresa requiera de los conocimientos de esta persona, pues la empresa patrocina a esta persona ante el gobierno de USA, su visa procede y pues esta persona esta en capacidad de trabajar legalmente en USA.

Como se dijo anteriormente, esta visa requiere un patrocinante. No esta permitido que alguien aplique por si mismo a una visa H1B. Por lo tanto, en caso de que esta persona bajo el régimen de H1B pierda el empleo bajo el que fue patrocinado, a menos que consiga otro patrocinante, pues deberá salir del territorio de los USA.

Adicionalmente, para evitar distorsiones en el mercado laboral gringo, la ley exige que a los trabajadores se les pague lo mismo que se les paga a sus colegas en USA. De esta manera, se evita que las empresa importen mano de obra barata para trabajar en USA.

Por todo lo anterior, la visa H1B se puede convertir en una vía de escape para muchas empresa en USA, las cuales por cualquier razón pueda ser que no puedan encontrar el personal que necesitan en USA -cosa que es algo difícil por la diversidad disponible en ese gran país-. Para evitar esta situación, el gobierno federal limita el numero de visas H1B otorgadas por año, de manera que las empresas apliquen a este tipo de visa, cuando necesariamente se vean forzadas a esto y no porque se les antoje. Creo que el limite actual de visas H1B es de aprox. 65 mil personas al año -que para un país como USA no es nada-.

Todo esto ha conllevado a que el mismísimo Bill Gates se ha dedicado desde hace unos años a hablar en el congreso de USA, escribir cartas y artículos en los periódicos sobre los daños que le produce a USA el limitar el numero de visas H1B. El propio Gates explica que su empresa (Micro$oft) sufre por no encontrar en USA el personal adecuado para su empresa (léase, genios), y que elevando el limite de H1B, pues este problema se solventaría.

Sin embargo el congreso gringo ha sido sordo ante las peticiones de Gates y no ha aumentado el limite de la H1B, dejando a Micro$oft con un sabor agri-dulce en la boca.

La sede de Micro$oft queda en Seattle, Washington. Esta ciudad esta a unas cuatro horas en carro y poco menos de una hora en avion de Vancouver Canadá. La cuarta ciudad de este país.

Una vez me dije, no entiendo porque el gran Bill se complica la vida jalándole bolas al congreso gringo? cuando Canadá tiene precisamente el programa que Bill esta pidiendo: Inmigración capacitada sin mayores problemas. Como sabemos, Canadá importa cerebros desde hace muchos años, les otorga la visa de residente a cambio de sus conocimientos (yo soy uno de ellos) y nosotros disfrutamos del estilo de vida de Canadá. Canadá gana, pues nosotros producimos para el país y nosotros ganamos pues tenemos una vida estable.

Siendo todo esto así, me dije, -otra vez- porque M$ se complica la vida jalándole bolas al congreso gringo, y no construye una central aquí?

Pues eso fue precisamente lo que hizo Micro$soft. Esta empresa construirá un centro de desarrollo en Vancouver. De esta manera la empresa puede importar todo los genios que crea y quiera, sin tener temor a limitaciones de cantidad, aprovecharse de estos talentos, y por supuesto, Canadá mas contenta no puede estar, pues esto brinda impuestos, conocimientos y reconocimiento al país.

Esta no es la primera vez que el gobierno federal Canadiense coquetea con esta empresa informática. En el momento que el gobierno gringo le estaba haciendo un juicio a la empresa por monopolio, el gobierno federal Canadiense formalmente le ofreció a Micro$oft mudar su sede a Canadá, y de esta manera estaría protegido legalmente del gobierno gringo además de continuar operaciones normalmente. Bill y su combo decidieron quedarse en su tierra natal y convencer al gobierno de que no eran monopolio. Eventualmente lo lograron.

Micro$soft dejo en claro que el nuevo centro en Vancouver es consecuencia de las limitaciones impuestas por el gobierno federal de USA; no deben estar muy contentos los panas del congreso gringo 🙂

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *